lun

14

oct

2013

15 DE OCTUBRE: día internacional del bastón blanco


El bastón blanco es la herramienta que utilizan las personas ciegas para desplazarse de manera autónoma en calles, transportes públicos y lugares cubiertos de gran dimensión.


 Permite percibir desniveles y objetos que se encuentran al ras del suelo, para evitar golpes y accidentes, al tiempo que facilita la orientación espacial, pues posibilita detectar las esquinas y tomar ciertas referencias (línea de edificación, tipos de piso, cordones, etcétera), para reconocer posiciones y desplazarse en el sentido deseado.


El bastón blanco para las personas ciegas y el bastón verde para las personas que tienen baja visión o son sordociegas  (en algunos países), resultan de gran utilidad a fin de que los demás transeúntes les brinden ayuda, en caso de necesitarla, ya sea en la calle, en el transporte o en un edificio, adicional a su función principal que es apoyar el desplazamiento, la percepción del espacio y la protección al realizar recorridos en diferentes espacios.


 SUGERENCIAS PARA AYUDAR A UNA PERSONA CIEGA


-Si se cruza con una persona ciega parada en una esquina, pregúntele si necesita ayuda.


-Para cruzar la calle u orientarlo hacia algún sitio, ofrézcale su brazo o su hombro. No la sujete ni la empuje delante de usted.


-Si encuentra una persona ciega esperando un transporte público, pregúntele cuál desea tomar. Para ayudarla a subir, sólo es necesario que le ubique su mano en el pasamanos. No sujete ni levante a la persona, ella puede hacerlo de forma autónoma.


-Para subir a un automóvil, ubíquele su mano en la puerta.


 Para indicarle un asiento, acerque su mano al respaldo del mismo.


 Ante una escalera, indíquele si esta sube o baja, al mismo tiempo que coloca su mano en la baranda.


-Para orientar a una persona ciega, no utilice señas, gestos, ni palabras como allá o ahí", ya que no podrá comprender esa referencia. Use palabras como, izquierda", derecha", atrás o adelante".


-Para dirigirse a una persona ciega, háblele directamente a ella, no a través de terceros.


 -Hable naturalmente. No evite palabras como ciego", ver", etc.


 Si se encuentra dentro de una oficina pública, pregúntele qué trámite desea realizar y oriéntela convenientemente.


 POR SOBRE TODO: no tenga miedo.


Una persona con discapacidad visual puede desenvolverse con independencia como cualquier otra para desplazarse, viajar, estudiar, trabajar y desempeñarse eficazmente en su vida personal. Sólo requiere apoyos puntuales, como los mencionados anteriormente.

Escribir comentario

Comentarios: 0